Home / Salud / Mitos sobre la comida saludable, ¡Entérate!

Mitos sobre la comida saludable, ¡Entérate!

Mitos sobre la comida saludable, ¡Entérate!

La alimentación es una necesidad biológica, que en el ser humano, además, cuenta con una importante tradición cultural y gastronómica que ha propiciado el desarrollo y la transmisión de muchos mitos sobre la comida, entendido el concepto de mito como la creencia imaginaria que altera las verdaderas cualidades de algo y le da más valor del que tiene en realidad.

Hoy, por otra parte, se observa una preocupación sana, pero un tanto obsesiva, sobre lo que es comida basura y lo que no es. Sobre aquello que engorda o lo que adelgaza. Son aspectos que guardan una importante relación entre sí y te invito a centrar tu atención en ellos. Por ello, si quieres saber más sobre comida saludable, sigue leyendo este artículo.

Mitos sobre la calidad de los alimentos

Una de las falsas creencias más extendidas se refiere a si son mejores los alimentos frescos o los congelados. Como antiguamente no había medios refrigeración, al menos no tan generalizados y de tanta calidad como los actuales (botijos y similares siempre han existido), se tiende a pensar que lo fresco es mejor que lo congelado, pero no necesariamente.

Las frutas y verduras no tienen por qué perder sus propiedades al ser congeladas o refrigeradas en cámaras frigoríficas. Las tecnologías modernas de congelado permiten mantener prácticamente todos los elementos saludables, especialmente para la temporada de invierno, pero incluso en la temporada propia de cada producto las largas distancias que a veces recorren desde que son cortadas hasta el mercado, pueden causar la pérdida de nutrientes.

Y lo que se dice de frutas y verduras, puede aplicarse igualmente a las carnes y pescados. El frío de la nevera o el congelador, mantiene las cualidades de los alimentos sin alteración, por lo que un pescado o una carne congelada no te van a aportar menos nutrientes que si los comieras frescos. Y, con el pescado en concreto, se sabe y recomienda congelarlo para eliminar, entre otros, el parásito anisakis que produce alergia a muchas personas cuando lo digieren.

Mitos sobre los alimentos: lo natural

Otro de los mitos es el que juega con la condición de lo que es “natural”, pero es un término tan genérico que puede servir para todo, hasta para que nos den gato por liebre, los dos muy naturales, por cierto.

Lo natural es saludable, por ejemplo, si se trata de ternera o pollo, pero natural es también el aceite de coco o de palma, de hecho son grasas vegetales pero que aumentan más el colesterol en sangre. Decir que determinados alimentos que llevan grasas vegetales son más sanos puede dar lugar a confusión, ya que se puede entender que contienen aceites de oliva o girasol que también son vegetales.

Algo similar sucede con los productos orgánicos. Este tipo de alimentos garantiza que no han sido obtenidos con ingredientes sintéticos, colorantes, endulcorantes, conservantes o fertilizantes, además de no haber sido modificados genéticamente. Pero, ¿son más nutritivos? No necesariamente, quizá sí más sanos y desde luego más caros, pero muchas veces no son muy diferentes de otros productos.

¿Y qué decir de si el zumo 100% natural es mejor que una pieza de fruta completa? Toma lo que más te apetezca, te aseguro que la fruta es también 100% natural (salvo manifiesto engaño), pero un vaso de zumo contiene más calorías y menos fibra que la fruta en estado natural (y a vueltas con lo “natural”).

Mitos sobre los alimentos: engordar y adelgazar

Hay alimentos, te dicen, que adelgazan. Pues, mira, no te lleves a engaño, por definición, todo alimento engorda, pero por eso no se te ocurra dejar de comer. Todos los alimentos aportan calorías y el principal condicionante es la cantidad que comes de ellos. Vamos, que lo determinante es la dieta total y el ejercicio, el gasto energético que realices. No hay un alimento concreto, ninguno, que pueda hacerte perder ni un gramo.

Dicho esto, está casi todo dicho, pero por incidir más sobre el asunto y seguir con los mitos, pues no, la fruta después de la comida no engorda, quiero decir que engorda lo mismo antes, durante o después. No se trata del orden en que te tomas las calorías que tiene la fruta sino de la cantidad de fruta que te tomes.

Lo que sí es cierto es que la fruta tiene un alto contenido en fibra, lo que provoca una sensación de saciedad. En determinadas dietas de adelgazamiento aconsejan adelantar su ingesta porque se tiene menos apetito en los platos siguientes. Pero, como ya sabrás, una dieta equilibrada debe incluir el consumo de al menos tres piezas al día de fruta, ya que son una fuente importante de vitaminas y minerales.

También el pan en sí mismo es indiferente, como la miga que no deja de ser el mismo pan que la corteza, solo que más hidratada. Además, el pan, no tiene muchas calorías y es pobre en grasa y rico en hidratos de carbono, nutriente que constituye la base de la dieta mediterránea. Si eres de los que te gusta el pan, no te prives.

Lo que desde luego no engorda es el agua, que es otro de los mitos, que el agua engorda durante las comidas, pues ni durante, ni fuera de ellas. El agua es un nutriente acalórico, es decir que no aporta calorías. Por lo tanto, ni engorda ni adelgaza, sino que constituye una fuente importante de minerales y electrolitos, un elemento vital para mantenerte correctamente hidratado. Cuanto más bebas (agua), mejor.

Bueno, ya ves que, en este caso de los mitos alimenticios, como en otros muchos, viene muy a cuento la canción de Pau Donés, líder de Jarabe de Palo (el jarabe tiene mucho que ver con los alimentos): “Depende. ¿De qué depende? De según como se mire, todo depende”.

Fuente: República/VivirHogar

310 total views, 1 views today

Check Also

Consecuencias de la pérdida de un diente en el sistema estomatognático.

[Salud] Consecuencias de la pérdida de un diente en el sistema estomatognático. Imaginemos que nuestros dientes …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Watch Dragon ball super